Efecto paralizante

El paradójico efecto de las infinitas posibilidades de elección en nuestra vida diaria

La paradójica parálisis que da la “libertad”

Primera imagen: un hombre parado frente a un estante que contiene cien variedades de desodorantes.

Segunda imagen: un padre de familia decidiendo si atender una llamada de trabajo o salir a jugar con sus hijos.

Tercera imagen: Un estudiante frente a una computadora que no puede decidir qué carrera estudiar, porque hay miles de universidades y cientos de opciones de licenciaturas.

Cualquier parecido con la realidad no es mera coincidencia. Las tres imágenes que imaginaste son situaciones recurrentes en las que contemplamos paralizados un estante, una computadora o un teléfono sin saber qué hacer, porque un discurso interno invade nuestra mente, discurriendo entre una opción a otra.

man-in-supermarket

En 2005 el psicólogo Barry Schwartz habló frente a los asistentes al congreso TED Global de ese año sobre la paradoja de la elección. Es interesante la manera en que plantea el problema desde un dogma ―como él le llama― que parece estar implantado en las sociedades occidentales: Si nos interesamos en aumentar el bienestar de nuestros ciudadanos, la manera de hacerlo es maximizando la libertad individual. Pero ¿cómo se logra este bienestar mayor?

Siguiendo la línea de pensamiento que dicta este chip social la respuesta sería si tenemos libertad, entonces somos capaces de decidir nosotros autónomamente. De acuerdo al dogma nuestra libertad aumenta conforme aumenta el abanico de elecciones que podemos realizar. Por lo tanto, a mayor libertad, mayor bienestar.

Cabe cuestionarse si es real este incremento de bienestar derivado del incremento posibles elecciones. Según Schwartz no. Hay varios efectos negativos respecto a la ola de opciones que tenemos a cada momento del día. Primordialmente dos:

  1. Efecto paralizante.

Al afrontar un sinfín de opciones en la situación que sea solemos terminar como el hombre frente al estante de desodorantes. Paralizados. Sin saber qué elegir, porque todas las posibilidades parecen lo suficientemente buenas como para poder elegir una.

  1. Menor satisfacción.

Una vez que logramos superar el efecto paralizante (si es que lo logramos) sucede que a pesar de haber elegido la opción que nos pareció mejor en su momento terminamos insatisfechos.  ¿Por qué sucede esto?

“Lo paradójico de este problema es que gracias a la gama de opciones que tenemos podemos elegir mejores cosas; sin embargo, y aquí debemos centrar nuestra atención, cada vez estamos menos satisfechos.”

Si se presentan muchas opciones, tendemos a pensar que si aquello que elegimos no cumplió las expectativas, entonces no elegimos lo mejor y otra opción hubiera sido la ideal. Lo paradójico de este problema es que gracias a la gama de opciones que tenemos podemos elegir mejores cosas; sin embargo, y aquí debemos centrar nuestra atención, cada vez estamos menos satisfechos. Esto se debe a que nuestras expectativas suben a los cielos acorde aumentan la cantidad de elecciones.

destinyDifiero en la resolución propuesta por el prof. Schwartz “Tener bajas expectativas acerca de todo”. Es una buena táctica para evitar la decepción, pero puede llegar al extremo de no tener expectativas en lo absoluto.

Una posible alternativa es evitar las comparaciones excesivas entre opciones y autolimitarnos a la hora de elegir. Tener conciencia de los efectos negativos de considerar demasiadas opciones y evitar hondar en infinitas opciones para no caer en un proceso selectivo inacabable.

 

Finalmente forjar la virtud de la fortaleza y la firmeza sobre nuestras decisiones, manteniéndonos firmes en ellas, y así evitar  insatisfacción, pero sobre todo para evitar oscilar en las posibilidades que no se eligieron en su momento.

María de las Mercedes Espinosa Quintana

Referencias:

Schwartz, Barry, The paradox of choice, TED Global 2005. Recuperado en: http://www.ted.com/talks/barry_schwartz_on_the_paradox_of_choice. El 20/01/2016.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s